domingo, 14 de diciembre de 2008

Los Nuevos Vengadores nº 14. ¿Y cuando empezarán las aventuras de verdad ?







Guión: Brian Michael Bendis
Dibujo: Frank Cho, Rick Mays
Color: Jason Keith
Título original: The New Avengers 14 USA





Número centrado prácticamente en la figura de una de las superheroínas preferidas de Bendis. Según he leído, es tal la pasión que siente el actual escritor de Nuevos Vengadores por la desconcertante Jessica, que pretende lanzar una colección que la tenga como protagonista absoluta. El otro ojito derecho del escritor es rubia, de medidas impresionantes y responde al nombre de Carol Danvers. La antiguamente llamada Binaria y Pájaro de Guerra toma el protagonismo en las útlimas páginas del número cuando decide hacer una visita de cortesía a sus antiguos compañeros.

La verdad es que hacía falta que Bendis aclarara un poco la situación por la que estaba pasando Spiderwoman. La lástima del asunto es que deberemos esperar otros 14 números para saber cómo termina el embrollo, pues este cómic en concreto, arroja la misma cantidad de oscuridad que de luz sobre el sunto, y la verdad es que me alegro. Más de un año le ha llevado al autor hacer la presentación oficial y en sociedad del supergrupo por excelencia, y hasta este momento los dos únicos focos de interés residían en conocer de una vez por todas a todos los integrantes, y averiguar qué pasaba con el doble juego presentado por Spiderwoman. El primer tema parece ya resuelto, pero el segundo tengo entendido que va para largo y he de confesar que esta intriga le va bien a la serie.

central

La presentación de los Nuevos Vengadores se produce en presencia del máximo número de medios de comunicación, cosa que provoca una de las escenas más interesantes de la historia, cuando Jonah Jameson hace las paces con Spiderman ( ese personaje totalmente vejado por Bendis junto con Lobezno ) y estrechan la mano. Mención a parte merece la reacción posterior del jefe del Daily Bugle, totalmente desacertada a mi entender.

Poco más aporta este número excepto una pequeña explicación del orígen de Spiderwoman y una conversación más o menos emotiva de Ms. Marvel con el intachable Capitán América. Bueno, ... vale... y también el formidable dibujo de Frank Cho, artista que hace que la palabra voluptuoso adquiera todo su significado.