jueves, 27 de octubre de 2011

X-Force. Sexo + Violencia








Guión: Christopher Yost, Craig Kyle
Dibujo y tinta: Gabriele Dell'Otto Título original: X-Force: Sex & Violence( 1 a 3 USA )






Una vez me enteré de que el nombre de Gabriele Dell'Otto estaba relacionado con el formato Marvel Graphic Novels, confieso que me emocioné y froté las manos cual cocodrilo sumergido delante de una manada de ñus. Desde que disfrutara soberanamente del artista italiano en Secret Wars, estaba ansioso por poder hincar el diente a otro de sus trabajos. Además, las dos últimas Novelas Gráficas de Marvel que había tenido la ocasión de leer, me refiero a Estela Plateada: Requiem y Namor: En las Profundidades, me gustaron muchísimo, y me transmitieron la sensación de que quizá podrían pasar a ser unas publicaciones con material realmente interesante.

Los encargados de dirigir esta nueva Novela Gráfica, fueron los guionistas de la serie regular de X-Force. Christopher Yost y Craig Kyle, que han logrado generar un producto interesante través de la grapa mensual( o quizá como mínimo diferente ), no consiguen firmar una trama original, o un enfoque especial que justifique esta Novela Gráfica.
X-Force_SexViolence_3_0018-0019
La excusa para juntar a Lobezno y Dominó con multitud de enemigos, dibujarlos en poses imposibles y generar grandes cantidades de violencia, no es otra que la de un robo muy importante a una organización más que peligrosa. Evidentemente dicha organización criminal, pondrá toda la carne en el asador para vengarse y recuperar el botín, pero lamentablemente nada podrán contra Lobezno & company. La diferencia entre este resobado argumento y todos los semejantes que hemos leído multitud de veces con anterioridad, es el motivo por el que Lobezno ayuda a Dominó. Al parecer la señorita Neena pone cachondo al viejo Logan desde hace tiempo, y éste está dispuesto a recibir tiros, cortes y golpes a mansalba, con tal de mojar el churro.
Dejando de lado las típicas actitudes chulescas de todos los personajes, las duras actitudes y las frases lapidarias de rigor, admito que el cómic se lee con extrema facilidad, entretiene lo justo, pero deslumbra gracias al apartado gráfico. Es una gozada contemplar página tras página el colosal arte de Grabriele Dell'Otto, que aunque es un pelín oscuro para mi gusto, nos regala unas escenas de acción tremendamente crudas e impactantes. Además, sus versiones de villanos tan poco utilizados como Boomerang o Puños de Navaja, junto con un formidable Arcángel, me han parecido soberbias. Mención destacada merece Guerrillero, al que no veía desde que el Castigador le dió para el pelo hace muchos años, que nunca había lucido tan fiero y terrorífico como nos lo pinta Dell'Otto. Sin duda, sus dibujos son lo mejor del tomo con mucha diferencia.