sábado, 25 de octubre de 2008

Les llamaban... Los Defensores




Guión: Keith Giffen, DeMatteis
Dibujo: Kevin Maguire
Tinta: Chris Sotomayor
Título original: Defenders Vol. 3 ( 1 a 5 USA
)



La primera vez que leí algo de Los Defensores fué en un pequeño formato tamaño A5 bajo el nombre de "Póker de Ases". Descubrí en esas diminutas páginas a cuatro héroes terriblemente diferentes entre ellos pero que dejaban a un lado sus diferencias en pos de un bien común. Me gustó mucho la relación tirante que existía entre Namor y Hulk y cómo Extraño intercedía para poner paz. Estela Plateada aportaba un plus de exotismo y misterio que conferían al grupo un encanto especial. La verdad es que la elección de los cuatro protagonistas no pudo ser mejor debido a lo variopinto de sus personalidades, que encajaban de manera especial y que sirvió de cuna para la fundación de uno de los grupos con más longevidad en el universo Marvel.

DeMatteis, guionista que inició su carrera en la serie original de Los Defensores y que trabajó junto a Mike Zeck en la inigualable La última cacería de Kraven; y Giffen, padre del cazarrecompensas más perro de todos los tiempos ( estamos hablando de Lobo, por supuesto ), toman las riendas de esta parodia dificilmente encasillable. Simple entretenimiento es lo que propone esta obra que se queda a un paso de todo, puesto que no es graciosa ni seria, ni original y tampoco aporta nada nuevo o especial a la historia de los personajes. La estructura sigue escrupulosamente la plantilla marcada por los cánones del primer curso de " Cómo hacer una historia de cinco números". Es decir, amenaza terrible, reclutada de héroes, captura de los mismos, desesperación generalizada y solución en las últimas páginas. Teóricamente el encanto de este tomo residía en los diálogos ingeniosos y graciosos que proponen los autores y en el dibujo desenfadado y resultón de Maguire.

Personalmente creo que la cantidad de diálogo de las primeras páginas resulta empalagoso y no consigue hacer sonreir en demasía. Sí que es verdad que la historia tiene algunos momentos graciosos, pero nada más. También creo que se repiten demasiado los mismos gags, y no se busca ninguna situación graciosa, sinó simplemente parodiar las personalidades de cada uno de los héroes.

Dejando a un lado el fracaso cómico me gustaría recalcar que la historia goza de tres o cuatro ideas que me han gustado mucho. Por ejemplo los diseños de los héroes en el nuevo universo creado por Dormammu son geniales ( especialmente el de Daredevil ) y también la manera de resolver las batallas me ha parecido acertada y más graciosa que muchos diálogos. La personalidad cansina de Umar junto con su libidinosidad también resulta interesante y ofrece algunos de los mejores momentos de la historia. El dibujo es muy bueno y parece que Maguire va mejorando a medida que avanza la historia. Las escenas de acción están muy bien representadas y tiene una línea cohorente entre viñeta y viñeta en cuanto a situación de personajes se refiere. También es un gran dibujante de expresiones faciales, haciendo que casi puedas intuir lo que está diciendo un personaje sólo mirándole la cara. De echo tengo entendido que Dodson se inspiró en Maguire para hacerse un hueco en este difícil mundillo de la viñeta.

2 comentarios:

Jordi dijo...

¿Realmente te queda algo de espacio en ese armario para comics que me habías enseñado en tu piso?

AvengersForever dijo...

Ciertamente el suelo de dicha habitación deber ser el que más tensión soporta en relación al resto de la casa. Todavía queda un huequecillo pero cada vez mengua más.
Creo que voy a tener que reclamar algo del espacio vital del gato para poder seguir coleccionando.