domingo, 24 de enero de 2010

Astonishing X-Men vol2 nº 10 a 13. "Se Va"

AstonishingX-Men13



Guión: Joss Whedon
Dibujo: John Cassaday

Color:
Laura Martin
Título original: Astonishing X-Men Vol.1 (22 a 24 USA) y Giant Size Astonishing X-Men Vol.1 nº 1


La sensación de tristeza que me asalta al llegar al final del número 13 de la colección, es triplemente dolorosa. Por una parte, esta última página significa de manera irremediable, el no poder disfrutar como un enano de una historia que calificaría como una de las tres mejores que he leído con protagonistas mutantes. El buen hacer de Joss Whedon, provoca una sensación de respeto en la lectura de cada página, como si de manera subsconsciente, supieras que estas leyendo algo que marcará la manera de hacer cómics de la Patrulla-X, o incluso de mutantes en general.

El segundo punto triste viene marcado por el final de historia que nos propone Whedon, con un personaje al que tengo enorme cariño, padeciendo un futuro más que incierto, después de haberse erigido como una pieza fundamental en el desarrollo y final de la aventura. Si bien todos los acontecimientos acaecidos, desembocaban de manera casi irremediable en que el echo que os comento acabara sucediendo, la certeza del suceso no lo hace menos doloroso o triste. Y aunque desgraciadamente en el mundillo comiquero, parece que nada llegue a ser para siempre, Whedon ha demostrado sobradamente que bajo su mando todo es posible, con lo cual no albergo muchas esperanzas de que la situación revierta.

La tercera, y quizá más dolorosa, de las noticias, es la del adiós difinitivo de la dupla de creadores de tan magnífica historia. Los compromisos profesionales de ambos, les impedirán dirigir la tercer parte de Astonishing, y serán Warren Ellis y Bianchi los que tomen el relevo. "A priori" dos nombres de garantía que tendrán la difícil misión de competir con una obra maestra del cómic moderno.

Es muy difícil poder destacar algo de este final de aventura, sin que el resto quede injustamente perjudicado. La práctica totalidad de los números de la colección, han sido un manual perfecto de cómo realizar un cómic, a saber: diálogos interesantes, relaciones entre personajes trabajadas, un grandísimo guión, humor, acción, amor y mucho otros detalles. Por si fuera poco, el encargado de plasmar al papel todas estas ideas, no sólo no ha decepcionado, sinó que creo que ha firmado su mejor trabajo hasta la fecha. La evolución de Cassaday, desde que dubujara tiempo atrás los primeros números del cuarto volumen de Capitán América, ha sido meteórica, y me resulta difícil discernir qué es lo que podría mejorar de su trazo.

Tal y como se comentó en algún número, Astonishing X-Men supone la constatación de que puede generarse un clásico de manera instantánea. Desde ya, estos números deberían de tener un hueco en la librería de cualquier coleccionista que se precie.